29 sept. 2008

Del biorritmo a la conciencia global

ANTICIPACIÓN.

Cuántos de nosotros no buscamos esto en nuestros jugadores y por ende en nuestros equipo.

La lucha por adelantarnos al futuro, por anticiparnos a él. Por prever todas las situaciones que nos encontraremos en un presente cercano; no es sólo lucha diaria de los entrenadores, sino del hombre como especie.

Planificacamos en función de la competición, del rival, de cuándo queremos o debemos tener nuestros picos de forma. En cuántas ocasiones no jugamos a "Rappel", intentando intuir cómo estaremos en tal o cuál mes. En fin, quién no habla de su 6º sentido. Algunos se preguntan por qué algunos entrenadores siempre aciertan ante una situación-problema, ofreciendo a sus jugadores siempre la solución correcta. Por qué es más importante el factor humano que las estadísticas al final de un partido... ... Qué tienen esas mentes que no tienen las del resto de los mortales...

Este año me apoyo en los biorritmos de las jugadoras a la hora de planificar. Cuándo estarán más receptivas para el trabajo de asimilación de nuevos conceptos, cuándo mejorar sus patrones motores básicos, e incluso cuándo jugar un amistoso. En fin, un pasito más, a ver si damos con la tecla.

Pues bien; ahora llega la "conciencia global" y su teoría de anticipación del futuro.

Sin duda un gran descubrimiento en mi vida, ya que desconocía por completo este proyecto que se inicio en 1998 y en el que hasta hace unos años participaba la Unv. de Sevilla. Es posible que como se afirma, sólo utilizamos un 10% de las posibilidades de nuestro cerebro; es posible que algunas personas tengan ese 6º sentido que el resto no poseemos.

En cualquier caso, seguiré con mis biorritmos y quién sabe si en un futuro, mi portátil me dirá que no juegue en sábado porque los jugadores ese día no se sienten "a gusto".

Os dejo una serie de enlaces de este proyecto. Cuánto menos curioso.

Enlace 1
Enlace 2
Enlace 3
Enlace 4



26 sept. 2008

Interesante

En una de mis innumerables incursiones por internet, buscando a ciegas nuevos horizontes que me ayudena mejorar, me encontré con este artículo que Dioni F. Nespral postea en su blog.

Os dejo directamente con él y no comentaré nada, porque considero que es de lectura muy personal. Sólo avisaros que como muchas de las cuestiones que aquí os propongo, no es baloncesto.

En las empresas, cada uno tiene un rol o un papel que realizar. Al menos en principio. Cuando llegamos a una nueva empresa, suelen darnos una "descripción del puesto de trabajo". no entro a valorar si este perfil es importante o no. Simplemente existe y realizado de forma coherente puede llegar a ser práctico. Como mucho. La realidad, suele enfrentarnos a otra situación completamente diferente.

Llevar una empresa o un grupo o departamento, se asemeja a dirigir un equipo de baloncesto. Cada uno tiene un rol especial y una función que cumplir. Y existe un entrenador que tiene que observar a los rivales, detectar sus puntos débiles y afrontar cada partido con una mentalidad específica sin variar la base que lo identifica.

En las compañías, muchos entrenadores-gerentes se empeñan en ser entrenadores-jugadores. No sólo quieren decir lo que hay que hacer, sino que además te dicen cómo hay que hacerlo y si pueden, están encima de tí para "casi hacerlo". Qué decir de aquellos "obsesionados por la perfección", que simplemente te espetan que "trae para acá, que yo lo termino".

Si eres seleccionado para un trabajo, tienes una cualificación acorde, has demostrado experiencia en posiciones similares y traes un plus de madurez y cierta responsabilidad, ¿Por qué es necesario controlar absolutamente todo lo que haces?

En las nuevas tendencias, el valor que aportan las personas es esencial. Muchas personas tienen además una marcada identidad profesional o "marca personal" que les hace especiales y que pueden aportar mucho a una organización. Y ese valor, debe ser respetado. Si eres un jefe cuyo principal cometido es controlar y revisar lo que hace tu equipo, te puedo asegurar que:

- Tu equipo está desmotivado.

- Eres un entrenador-jugador y presidente si hiciera falta.

- No se producen proyectos innovadores. Tus jugadas las conocerán tus competidores.

- No estás valorando a tu equipo.

- Tarde o temprano, los innovadores, creadores y los más válidos, ficharán por otros.

- Algunos pensarán que tienes complejo de padre frustrado.

- Todos creerán que no sabes hacer tu trabajo y que es más fácil controlar lo de los demás antes que desarrollar el de uno mismo.

Si aún estás por la labor de cambiar, pide un tiempo muerto. Reúnete con tus colaboradores y despliega la responsabilidad. Haz tu trabajo y verás como los demás desarrollarán el suyo de forma más innovadora. El business time de tu empresa, de tu departamento, avanzará y podrás afrontar un futuro con mayores dosis de éxito.

Por cierto, en vuestra empresa, ¿hay muchos entrenadores-jugadores?


http://www.nespral.blogspot.com/2007/07/el-sndrome-del-entrenador-jugador.html


25 sept. 2008

Las fórmulas de los maestros


LA FORMULA DEL "MAESTRO" NIKOLIC

• No hay secretos en Baloncesto. Los fundamental es adaptarse a las posibilidades y cualidades de los jugadores de que dispones (y no a la inversa).para luego plantear el juego que más respete esas cualidades.
• En el trabajo con los jóvenes hay que abandonar toda idea de defensa zonal pasiva e introducir el pressing zonal como primer elemento de la defensa individual. Con una buen defensa se empieza a construír un buen ataque
• Sin los grandes jugadores no existe un gran colectivo. La cuestión es saber adaptarlo al juego del equipo. Que improvise un jugador es factible, que lo hagan cinco es imposible. El equipo es una armonía donde cada jugador trabaja para ayudar a los demás.
• El jugador, sin los nervios de la competición y con la cabeza despejada, está en disposición de aprender muchas más cosas al finalizar la temporada. El entrenamiento debe ser contínuo con diferentes planificaciones e intensidades.
• La evolución del entrenador es un proceso constante donde los resultados y el reconocimiento llegan con los años, con las ideas y con su desarrollo. Puede que todos los entrenadores partan de la misma filosofía pero cada uno es distinto y eso es lo verdaderamente positivo. El baloncesto sería muy aburrido si todos pensaramos lo mismo.
• Son los jugadores los que deben estar en primer plano. Si un entrenador quiere tener más preponderancia que sus jugadores nunca triunfará.


LA FORMULA DEL "MAESTRO" WOODEN

• El basket es un juego de hábitos y requiere tiempo y paciencia. Desarrollar los hábitos correctos y romper con los malos. (...) Debes cerrar el entrenamiento diario con una nota optimista. Nunca castigues a tus muchachos al final del entrenamiento.
• El entrenador y los jugadores no deben estar nunca insatisfechos sino que han de trabajar constantemente para mejorar. Hay que tener a la perfección como meta aunque nunca pueda alcanzarse.
• Recuerda que no es lo mucho que hagas, sino lo bien que lo hagas. No les des demasiado. No pases por encima de los pequeños detalles, ya que son las pequeñas cosas las que hacen las diferencias. No les ates demasiado rígidamente de manera que les quites la iniciativa. Han de tener alguna libertad de movimientos, pero han de de responder a la iniciativa del equipo para mentener el equilibrio en la pista.
• Da confianza pública a tus creadores de juego y a tus buenos defensas en cada oportunidad (...) Intenta dar un ataque equilibrado que de a cada posición un número igual de oportunidades de anotar a lo largo de los partidos.
• Un entrenador debe explorar continuamente nuevos caminos para perfeccionarse y poder perfeccionar a otros. Los otros también tienen cerebro. El entrenador no debe olvidar jamás que es un líder y no únicamente una persona con talento.
• No hay ninguna razón en estar extremadamente alegre por la victoria o en exceso deprimido por la derrota (...) Hay varios sistemas de juego excelentes. Lo importante es que mantengan el equilibrio en la pista en todo momento.
• Has de prepararte para ganar y ser un ganador, y no puedes preparar a los demás, sin prepararte a mismo. Analízate constantemente al igual que a tus jugadores y dejate gobernar por tu análisis.